El emprendimiento es el proceso de crear un nuevo producto o servicio que ofrece una solución a un problema o un punto de dolor. Los empresarios a menudo asumen los riesgos de falla y tienen los costos asociados con el fracaso. Este proceso ha sido responsable de una amplia variedad de cambios en la sociedad y la economía. También ha estimulado algunos de los mayores descubrimientos geográficos del hombre.

El espíritu empresarial es un proceso de destruir las ideas antiguas e ineficientes a través de ideas más nuevas y creativas

El espíritu empresarial es un proceso de destruir prácticas ineficientes e introducir ideas más nuevas y más creativas. Este proceso también es un catalizador para el cambio cultural y social. Por ejemplo, los cambios en el espacio del producto y el aumento del comercio internacional conducen a pérdidas de empleos, que crean desesperación en muchas comunidades. Como resultado, la política local a menudo toma un giro desagradable.

Este proceso es esencial para el capitalismo. Tiene profundas implicaciones sociales y políticas. Es una reacción natural a los cambios en la economía global, lo que resulta en el aumento de las nuevas tecnologías. Los viejos productos y procesos se descartan a favor de lo nuevo, mejor y más rápido.

El proceso de destrucción creativa interrumpe el status quo y la forma de vida tradicional, y aquellos que más pueden perder a menudo son los que presionan contra él. Los ludites, por ejemplo, eran trabajadores textiles del siglo XIX que rompieron maquinaria textil a la mecanización de protesta. Esto a menudo es invocado por tecnófobos, pero es un ejemplo del bulto de la falacia del trabajo.

Los empresarios agregan valor a un problema específico o punto de dolor

Los empresarios inician negocios porque creen que su producto o servicio resolverá un problema para las personas y agregará valor. También están motivados por el deseo de ganar dinero con sus esfuerzos. Los empresarios son una parte importante de nuestra economía. Al crear nuevos productos y servicios, alimentan el crecimiento en la economía creando empleos y aumentando los ingresos fiscales.

Los empresarios tienen el riesgo de falla

El riesgo de fracaso es una parte inevitable del emprendimiento, y los empresarios deben evaluar cuidadosamente los riesgos asociados con su negocio antes de que loan. Se pueden evitar algunos riesgos, pero otros son inevitables y beneficiosos cuando se manejan adecuadamente. Los empresarios también deben tener en cuenta los costos personales del fracaso. Por ejemplo, deben correr el riesgo personal de poner su nombre y reputación en la línea al comenzar un nuevo negocio. Sin embargo, deben tener cuidado de asumir demasiado riesgo e intentar mantenerse enfocados en el éxito a largo plazo de la nueva empresa.

Otro riesgo asociado con el emprendimiento es la reputación de la empresa. Una reputación dañada puede tener serias implicaciones en el futuro de un negocio. Puede causar una disminución en los ingresos y la buena voluntad entre los consumidores, y dificultar la reclutar empleados talentosos. También puede conducir a la ineficiencia dentro de un negocio, reduciendo la productividad general. El riesgo de falla puede provenir de varias fuentes, incluidas personas, procesos u otros factores externos.

Los empresarios también enfrentan el riesgo de fracaso porque creen que su idea de negocio será exitosa. Este es un rasgo común entre los empresarios, que tienden a creer que su idea es mejor que la de otras personas. No comienzan un negocio impulsivamente, pero reconocen que pueden marcar la diferencia y tienen éxito donde otros han fallado. Sin embargo, es esencial recordar que el fracaso empresarial no es una garantía de éxito en el futuro, especialmente si el negocio no puede hacer frente a su entorno actual.

Los empresarios tienen grandes líderes

Los mejores líderes siempre están mirando hacia el futuro. Siempre piensan varios pasos por delante cuando se enfrentan a un problema y siempre están buscando nuevas oportunidades de crecimiento. Esta mentalidad limita la tentación de hacer soluciones a corto plazo, que a menudo son inestables. Por ejemplo, Jeff Bezos, el fundador de Amazon, es conocido por invertir continuamente en la empresa e ignorar la rentabilidad a corto plazo a favor de los canales de crecimiento a largo plazo.

Los empresarios más exitosos tienen una fuerte confianza en sí mismos y una creencia genuina en sus habilidades. Han desarrollado esta confianza a través de años de experimentación, y son conscientes de sus propias fortalezas y debilidades. También saben cómo ser humildes y reconocer las contribuciones de los demás. Trabajan juntos para lograr los objetivos organizacionales. Pero su confianza innata es solo una parte de lo que los hace grandes líderes.

Otro rasgo importante de un gran líder es la confiabilidad. Del mismo modo, los compradores quieren vendedores que sean confiables y de seguimiento. Los empresarios que no pueden cumplir las promesas pronto están fuera de lugar. Un CEO fuerte puede parecer un requisito previo para un gran emprendedor, pero la realidad es que la mayoría de los empresarios no dirigirán sus empresas a medida que crecen. El desarrollo de estas cualidades lleva tiempo, y a menudo es difícil para un joven emprendedor llegar allí en un año.

Los empresarios tienen una capacidad natural para vender. Son excelentes para persuadir a otros para que compren su visión, se unan a sus equipos, inviertan en su empresa y compren sus productos. Muestran excelentes habilidades de comunicación, confianza y decisión.

Los empresarios se ocupan de la adquisición de fondos de capital a través de bootstrapping

La adquisición de fondos de capital a través de bootstrapping es una parte importante del proceso empresarial. Este método permite a los empresarios evitar los altos costos de financiamiento externo, al tiempo que preservan un nivel crítico de liquidez, particularmente en recesiones económicas y crisis financieras. El método generalmente implica reducir los gastos, retrasar los pagos y presionar activos.

La ventaja de la arranque sobre el capital externo es que los empresarios tienen una mayor capacidad para negociar mejores términos y compartir el patrimonio de su empresa. Bootstrapping también permite a los empresarios aprovechar las relaciones de capital favorables al buscar inversores profesionales. Por ejemplo, Andrew Beebe, un inversor de Obvious Ventures, asistió recientemente a una sesión de lanzamiento para una pequeña startup que ya tenía un producto y estaba generando ingresos a través de un sitio de comercio electrónico rudimentario.

Una desventaja de la bota es que puede provocar pérdidas sustanciales. Esta no es la mejor estrategia para todos, y los empresarios deben considerar cuidadosamente si el arranque es adecuado para ellos. Además, los empresarios no deben confiar en este método si buscan una salida rápida de su negocio.

El proceso de arranque implica el uso de los recursos existentes para financiar una startup. A menudo, las empresas de arranque utilizan sus ahorros personales y tarjetas de crédito para cubrir los costos de inicio. Además, utilizan los ingresos generados por los clientes para expandir y desarrollar su negocio.

Los empresarios se pagan un salario realista

Es importante que los empresarios se pague un salario realista para mantener sus negocios saludables. Comenzar un negocio puede ser estresante y requerir mucho tiempo. Sin embargo, al planificar con anticipación, los empresarios pueden evitar ser explotados y evitar pagarse muy poco. Hay dos tipos principales de salarios de emprendedor: salario regular y dibujo de propietarios. Cada tipo tiene pros y contras e implicaciones legales. Además, querrá considerar su edad y el tipo de negocio que está ejecutando.

Un salario razonable para los empresarios se basa en su experiencia, antecedentes y objetivos. Un salario de emprendedores debe ser proporcional al tamaño del negocio. Es importante tener en cuenta que el primer año de una empresa generalmente tarda de tres a seis meses en alcanzar el punto de equilibrio. Sin embargo, es importante evitar cometer el error de cambiar el salario en el primer año. Este es uno de los errores más comunes que cometen los empresarios.

Comenzar un negocio es difícil, y muchos empresarios luchan por descubrir cuánto pagarse. La mayoría de ellos no quieren sacar dinero del negocio antes de que esté completamente establecido. Pero el hecho es que necesitan dinero para cubrir sus gastos personales. Además, para algunos empresarios, su negocio puede ser su única fuente de ingresos.

Establecer un salario realista para un emprendedor es una decisión importante por razones prácticas y emocionales. Si un empresario se siente como un extraño, es fácil darse un impulso del ego y no puede evaluar de manera realista su situación financiera. Pero esto puede ser contraproducente para el flujo de efectivo del negocio.

Artículo anteriorEl impacto del liderazgo en las empresas
Fex Cortés es Digital Chief Officer de MKT Total, plataforma líder de marketing en Latinoamérica. Es Director de Comunicación en la Global Marketing Association y embajador de marca en Latinoamérica para Benchmark Email. Hoy se desempeña como Coordinador del Diplomado en Estrategias de Marketing Digital para la UNAM DGTIC. Su más reciente proyecto, Poder y Finanzas, pretende romper paradigmas en el mundo financiero para una apertura a un mundo global.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí